miércoles 18/5/22

Educación suministrará a los centros 269.000 mascarillas FPP2 para los docentes vulnerables

La Consejería establece la obligatoriedad del uso de mascarillas para los fisioterapeutas, los docentes de Salud Bucodental y atención domiciliaria
Covid-19, coronavirus, 3D virus render on background.
La Consejería de Educación suministrará en los próximos días a los centros educativos de Cantabria 269.000 mascarillas FPP2 y 780.000 quirúrgicas para los docentes vulnerables y aquellos docentes que, por las características específicas de su función, el Servicio de Prevención de Riesgos Laborales del departamento haya valorado que tengan que seguir portándola. Esta dotación se sumará a las mascarillas que los centros educativos han adquirido desde el inicio de curso con los fondos que les remite la Consejería de Educación en concepto de ‘gastos de funcionamiento’.
 
Así, en concreto, la mascarilla seguirá siendo obligatoria para los fisioterapeutas del ámbito educativo que realicen tareas de terapia respiratoria, los docentes de la especialidad de Salud Bucodental y similares y los que atienden a alumnado en sus domicilios. Los docentes que trabajan en el aula hospitalaria también habrán de portar mascarilla, al estar el ámbito hospitalario incluido en las excepciones a su retirada en espacios interiores.
 
En cuanto al resto de docentes, se aconseja su uso a los considerados vulnerables por las autoridades sanitarias, es decir, a las docentes embarazadas, personas inmunodeprimidas y mayores de sesenta años, entre otros supuestos.
 
Para cubrir las necesidades de todos ellos hasta el final de curso, la Consejería facilitará a los centros más de 780.000 mascarillas quirúrgicas y 269.000 FPP2, que se suman a la que han ido adquiriendo los centros con los fondos remitidos por la Consejería a todos los centros sostenidos con fondos públicos.
 
La secretaria general de la Consejería, Florentina Alonso, y el director general de Personal Docente y Ordenación Académica, Javier Gutiérrez, han informado de estas cuestiones a las organizaciones sindicales en el transcurso del Comité de Seguridad y Salud celebrado esta mañana.
 
“Ni obligatorio ni exigible”
 
El lunes, día 25, arranca el último periodo lectivo en la Educación cántabra. En cumplimiento del Real Decreto 286/2002, que supone el fin de la obligatoriedad del uso de mascarillas, la Consejería de Educación remitió el pasado miércoles una instrucción a todos los centros educativos cántabros en la que se explicitaba que a partir del lunes “no será obligatorio y, por lo tanto, tampoco exigible, el uso de mascarillas en los centros educativos”. Una norma que, continúa la instrucción, es de aplicación tanto para el alumnado, el personal docente y no docente, así como para cualquier persona que acceda a las instalaciones del centro.
 
Eso sí, en aplicación de la misma norma, el uso seguirá siendo obligatorio en el transporte escolar a partir de los seis años y recomendado para el alumnado de Educación Infantil.
 
El escrito recoge también que siguen en vigor el resto de las medidas de prevención del COVID establecidas en la última actualización del 4 de marzo de 2022 del Protocolo general de organización para el desarrollo de la actividad educativa durante el curso 2021-2022. Y, dentro de estas, señala como de “especial importancia” una adecuada ventilación. En concreto, subraya que la opción preferente es la ventilación natural y cruzada, con apertura de puertas y/o ventanas opuestas. Al menos se deberán ventilar las instalaciones y pasillos durante 15 minutos al inicio y al final de la jornada, durante el recreo y siempre que sea posible entre clases.
 
 

Educación suministrará a los centros 269.000 mascarillas FPP2 para los docentes...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad